Brainstorming, el primer paso hacia el éxito

Brainstorming

Puede que esta palabra la hayas oído alguna vez o que hayas ejecutado este método: brainstorming.

No os podéis llegar a hacer una idea de lo mucho que ha ayudado en cientas de ocasiones y a lo largo de la historia desde que se le conoce como tal. Exactamente, desde 1939, gracias a Alex Osborn, quién años más tarde oficializó el término a través de su libro Applied Imagination, en 1954.

Pero, exactamente, ¿qué es el brainstorming? ¡Lluvia de ideas! Hasta aquí llegamos, ¿verdad?

Es una herramienta de trabajo, método o fórmula a través de la cual se aportan distintas ideas que, finalmente, derivarán en nuevos conceptos. El objetivo es la generación de ideas originales en un ambiente relajado, pues el brainstorming requiere mucha concentración.

brainstorming

Y, para llevar a cabo un brainstorming, ¿qué pasos debo seguir?, te preguntarás. Los siguientes:

  1. Tener claro qué tema se va a tratar.
  2. Escoger un portavoz o persona que irá apuntando las ideas en un papel o pizarra.
  3. Se comienzan a aportar ideas, sin detenerse a valorar si son aptas o no (todas lo son).
  4. Eliminar ideas repetidas y enumerar las que quedan.
  5. El brainstorming finaliza cuando ya no surgen más ideas.
  6. Ordenar las ideas por importancia y valorar si alguna no es viable para descartarla.

Estos son los 6 pasos más importantes a seguir, pero puedes echar un vistazo al Decálogo del buen brainstormiano, en el cual se amplían.

Un buen brainstorming debe seguir unas normas:

  • Suspender el juicio y evitar cualquier tipo de crítica hacia las ideas. TODAS son válidas, como hemos dicho anteriormente.
  • Libertad de pensamiento. Todo lo que se te pase por la cabeza, piénsalo en voz alta. ¿Quién sabe en qué acabará eso?
  • En este caso, la cantidad es muy importante. Cuantas más ideas, mejor.
  • Por si fueran pocas las ideas que surgen en primera instancia, será un plus combinarlas y multiplicarlas.

brainstorming

 

Un tema importantísimo a abordar en las empresas es el del método brainstorming. Siempre es buena opción recurrir a él de vez en cuando para dar un aire fresco y novedoso a la marca, sobretodo en épocas de crisis.

A raíz de un brainstorming pueden surgir ideas tan importantes como la de implementar nuevos servicios en una empresa, ampliar el sector, captar oportunidades de crecimiento en el mercado…

Pero, ¿eres emprendedor o startup y todavía no sabes por dónde empezar? Entonces presta atención, porque hacer brainstormings puede ser… ¡tu mejor baza! Así puedes implementar esta fórmula en tu nuevo proyecto:

 

Reúne a personas que participen

Siempre debes de contar con un equipo. Aunque no sean personas que quieran emprender contigo, si son amigos, seguro que quieren echarte una mano con esto.

Puede parecer fácil, pero tenéis que tener claro que hacer un brainstorming requiere concentración y profesionalidad. Seguro que de aquí salen ideas maravillosas.

 

Anota todas las ideas que surjan

Aunque en un principio puedan parecer absurdas. No sabes de qué grupo de ideas puede surgir un nuevo proyecto

¿Tienes claro de qué será tu empresa, pero no cómo lanzarla o qué servicios ofrecer? ¡Un brainstorming es la solución!

brainstorming

 

Valora las ideas y, ¡adelante!

Anota las ventajas y desventajas de cada idea que ha nacido de vuestras geniales mentes. Al final, tienes que descartar las que no renten.

 

Si eres emprendedor y quieres más consejos, pregúntanos. Te ayudaremos en lo que necesites.

Y, por supuesto, puedes realizar tus brainstormings en nuestras salas workshop habilitadas para ello. ¡Te esperamos!

Brainstorming, el primer paso hacia el éxito

5 (100%) 1 vote


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *